lun. May 27th, 2024

LAS PEQUEÑAS COSAS…

Eliseo Castillo

                                               

                                                                          DEL CAMINO

                                                           “No ha de ser del tiempo en que vivimos,

                                                           cuando apenas creíamos en nosotros,

                                                           que habremos de alimentar la esperanza,

                                                           la luz que alumbra, que guía,

                                                           la nostalgia de saber que fuimos, que hoy somos,

                                                           caminos que fundieron sus andanzas.

                                                           El camino sin andar se hace recuerdo,

                                                           nuestros paso lo aviva a diario”…

                                                                             elíseo

Dentro de la guerra comercial permanente contra la economía china; el gobierno de los Estados Unidos nos ha incluido en sus barreras de contención con lo que desea detener la avalancha de mercancías chinas que inundan al mundo en general; pero que están afectando los espacios de mercado en que las empresas norteamericanas tienen presencia significativa; obviamente en casi todo el mundo igual.

México, mercado geoestratégico para Estados Unidos es la puerta de entrada de parte de la industria asiática que se ha ido apoderando de grandes nichos de mercado; hoy en los Estados Unidos consideran que es imposible vivir un sólo día sin necesitar algunos de los productos chinos.

Hace unos 20 años esto era algo visto sin tanto temor; se les admiraba por su capacidad de organización vertical, de un gobierno duro (es el que más aplica la pena de muerte en el mundo), que, al mismo tiempo ofrece la promoción al capital internacional que se instale en su territorio; les ofrecen las mejores oportunidades de explotación en el mundo: los salarios más bajos posibles; jornadas de trabajo sin pago de tiempo extra; sin sindicatos, arreglo directo con el gobierno; apoyo para mover el capital a su antojo; es decir, la mesa puesta para que se instalaran a su antojo; lo importante es producir masivamente, los trabajadores son sobre explotados y controlados; en ese entonces, entre 1990 y 2000 China tenía unos 1300 millones de habitantes (hoy rebasa los 1400 millones).

No importa el color del gato, siempre y cuando atrape ratones…; lema de guerra industrial y comercial chino.

Con esta consigna, China se lanzó al mundo comercial con una nueva visión; vender de todo y a todos los precios que sus competidores no pudieran alcanzar; por un lado eran los salarios de hambre los que ayudaban a vender muy barato; por otro lo corriente de las mercancías que ofrecían; luego se le agregaban las políticas fiscales y el sacrificio de la naturaleza (Hoy es el país más contaminado del mundo).

Hoy, los grandes buque taxi están llegando a los puertos mexicanos atascados de contenedores con mercancías y con tecnología para instalar fábricas en México con el plan de armar sus productos en el país y brincar la frontera para venderlos en los Estados Unidos.

Esto es lo que ya no ha aceptado el gobierno de los Estados Unidos; están llegando cada vez más mercancías asiaticas; están llegando con precios que no pueden ser competidos; pero ahora, aunque mucha mercancía sigue siendo corriente; ha mejorado un poco; pero con el precio se ponen a la cabeza en el mercado; si tenemos alguna duda, solo veamos lo que hay fundamentalmente en las grandes tiendas populares (Walmart, Waldos, Soriana, etcétera).

Se anuncia la llegada masiva de coches y camiones en grandes buques; están desembarcando en Lázaro Cárdenas y Manzanillo; amenazan con modificar el mercado automotriz abastecido históricamente por Estados Unidos, Alemania y Japón fundamentalmente; hoy China se hace presente con coches bonitos y baratos…; ya lo de buenos, habría que discutirlo.

El gobierno norteamericano se ha rebelado al tema; está acusando a China de juego sucio; exige que México no se abra a China; amenaza con poner un arancel hasta del 100 por ciento para evitar que los coches se vendan tan baratos; al mismo tiempo reclaman más barreras  de México para que los chinos no se instalen en territorio nacional.

Es la guerra comercial totalmente declarada.

¿Cómo competir con coches que incluso llegan a costar menos de 30 mil pesos…?

Ese es el problema; que lar armadoras norteamericanas, alemanas y japonesas no aceptan bajar sus precios, al margen de que pueden hacerlo, pero por su apetito de ganancias, no lo van a hacer; la sola idea de bajar los precios los vuelve locos.

Está ofreciendo un carrito super compacto parecido al pequeño “tata” indio (de la India) muy pequeño y muy barato; luego ofrece una lista de coches pequeños y medianos que tienen nuevas tecnologías que los pone en el mercado con algunas ventajas; China lo ha logrado, ya puede presumir paquetes tecnológicos de avanzada; lo demostraron con las computadoras; hoy la marca Lenovo es vanguardia mundial; con los celulares pasa lo mismo.

No va a ser nada fácil; la bandera electoral tanto del presidente como de su opositor en los Estados Unidos es clara; se niegan a verlos establecidos en México con la intención de vender en el mercado de ellos; no los quieren ya; amenazan con aranceles de hasta el 100 por ciento, o más incluso; lo que importa es que quede claro que no deben seguir inundando su mercado; proteccionismo a la antigua, sin duda; agresión comercial…, si.

Lo que parece atractivo no lo es tan conveniente…, coches a menos de 30 mil pesos; si se valora las consecuencias de la planta nacional en el medio y largo plazo; es lo que tiene vueltos locos a los socios del T-MEC…

¿Qué hacer con los chinos…?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *